lunes, 16 de junio de 2014

Humberto Bustince dixit: Si no se invierte en investigación, Navarra no será nada a nivel industrial en 15 años.

El pasado 30 de marzo del 2014 la Orden del Cuto Divino de Tafalla  recibió en su seno a cuatro  nuevos miembros honorarios entre los cuales figura Humberto Bustince Sola, paisano nuestro que está considerado a nivel mundial como uno de los 10 mejores expertos en inteligencia artificial.

En este blog ya hablamos de Humberto y de su brillante  carrera académica en este otro artículo.

A raíz de este nombramiento, Humberto fue entrevistado por varios medios de comunicación de nuestra Merindad.
Por su interés reproduzco la entrevista que el mismo dia 30 de marzo le hicieron en la revista "Entorno de la Zona Media" (Revista de información general de la Zona Media de Navarra) y que fue publicado en el número correspondiente al mes de abril de este mismo año.


Humberto Bustince Sola, ujuetarra, doctor en Ciencias Físicas y nuevo honorario de la Orden del Cuto Divino:
“Si no se invierte en investigación, Navarra no será nada a nivel industrial en 15 años.

Recién llegado de Praga y a punto de coger un avión para impartir un curso en Belfast, el ujuetarra Humberto Bustince tuvo que modificar su apretada agenda para poder recibir el título de Caballero Honorario de la Orden del Cuto Divino de Tafalla. Algo que hizo encantado, porque tal y como reconoce, “es uno de los reconocimientos que más ilusión me ha hecho a lo largo de mi carrera”

Y es que “el hecho de que reconozcan mi labor investigadora en la zona donde me he criado es un gran honor. Sobre todo porque en este tipo de reconocimientos, a los científicos no suelen tenernos en cuenta”.

Pero la institución tafallesa no podía pasar por alto de este doctor en Ciencias Físicas, que en los últimos años ha conseguido consolidar en la UPNA uno de los grupos investigadores más prestigiosos a nivel europeo en Inteligencia Artificial.

¿De qué manera está presente la inteligencia artificial en la vida diaria de un vecino de Ujué?

 - Absolutamente en todo. No somos conscientes de la importancia que tiene… desde calentar la leche en el microondas, hasta poner la lavadora, pasando por los tratamientos que recibimos en los hospitales hasta los sistemas de control de accesos en los clubes deportivos. Todo se desarrolla a través de técnicas de inteligencia artificial.

¿Qué importancia tiene la labor investigadora en esta disciplina?
 - Hoy en día no se entiende cualquier tipo de ciencia sin contar con las técnicas de investigación. La ciencia está basada en los grupos de investigación y hay que mantenerlos. Los científicos no somos nada sin nuestros grupos y debemos trabajar juntos en las técnicas más novedosas. Porque una universidad no es competitiva si únicamente se dedica a formar, sin la investigación nos quedaremos atrás.

¿En qué proyectos habéis trabajado y estáis trabajando actualmente?
 - Se pueden aplicar técnicas de inteligencia artificial a distintos campos: a la medicina, para tratar de extirpar tumores a través de láser, y en este sentido hemos colaborado con el Hospital de Navarra. También desarrollamos una técnica para la evolución en la valoración de bienes inmuebles para Tracasa. Hemos realizado proyectos con Caja Navarra, con el objetivo de clasificar a sus clientes. Y con Gamesa hemos diseñado sistemas de predicción meteorológica y adaptación al entorno y a las circunstancias.

Además de vuestros proyectos propios, trabajáis de manera coordinada con grupos investigadores de otros países…
 - Estamos colaborando en investigaciones conjuntas con profesionales a nivel mundial (EEUU, Canadá, India, Alemania, Japón, etc.). Para nosotros es fundamental trabajar de este modo si queremos estar a la vanguardia, y más teniendo en cuenta cómo está hoy en día la ciencia: o bien tienes unas grandes infraestructuras o realizas proyectos coordinados. Lo de trabajar desde tu despacho con tus propias conclusiones es algo del pasado.

¿Hasta qué punto estáis sufriendo los recortes en investigación?
 - Después de haber conseguido un grupo de investigación muy preparado y formado, estamos perdiendo a la gente y sus ideas por falta de financiación. Y eso no se puede consentir, porque estamos hablando del futuro de un país. 
La industria y la sociedad navarra no puede permitirse tener que contratar para las tareas de investigación a gente de fuera, porque es “pan para hoy y hambre para mañana”.
En mi opinión, se están cargando 30 años de evolución de la ciencia en España, y como se vaya la gente joven no tenemos nada que hacer. Estamos en un momento tan delicado que como no se invierta en nuevos desarrollos, dentro de 15 años, Navarra no será nada.

¿Cómo se compensan estas carencias?
 - Buscando constantemente nuevos proyectos de investigación que nos puedan permitir contar con financiación para pagar a esa gente joven que aporta ideas y conocimiento. Intentamos mantener al equipo, pero siempre necesitamos contar a esa gente, que aprenda esa metodología, que la desarrolle y la aplique. Nosotros tenemos una gran demanda de estudiantes que quieren venir a trabajar. Y eso también es una vía de economía y desarrollo. En otros países europeos ya lo tienen en cuenta. 
.............
Foto. Página donde se entrevista a Humberto en la revista Entorno de la Zona Media.