lunes, 12 de enero de 2009

Los esclavos de Nuestra Señora de Ujué. La hermandad de los doce de Tafalla.



Peregrinación anual de la Hermandad de los Doce a Uxue.

Un total de 44 miembros de la Hermandad de los Doce Apóstoles de Nuestra Señora de Ujué, incluyendo al capellán participan cada año en su tradicional marcha nocturna hasta el santuario de la Virgen de Ujué.

El nombre fundacional de la cofradía es el de "Esclavos de Nuestra Señora de Uxue".
Catorce de ellos tienen la obligación de ir caminando a Uxue en esta peregrinación nocturna durante diez años.
El resto son cofrades que ya cumplieron con ese mandato pero que quieren seguir con esta tradición.

Esta Hermandad tiene sus orígenes en el año 1607 y por lo tanto el pasado 2007 conmemoró el cuarto centenario de su fundación.
Los participantes en esta peculiar romería salen de Santa María de Tafalla a las doce en punto de la noche del 30 de abril al 1 de mayo.
Regresan doce horas después, a las 12 en punto del mediodía, entrando en procesión y entunicados por las calles de Tafalla donde les esperan varios cientos de vecinos, especialmente en el interior de la iglesia.

El viaje hasta Ujué lo realizan entunicados y en fila, en riguroso orden de antigüedad, con un báculo en su mano derecha y un farol con vela encendida en su mano izquierda, y con un silencio que se rompe únicamente con el rezo de varios rosarios.

Al llegar a la basílica, sobre las 4.30 de la madrugada, celebran ante los pies de la Madre de Ujué una eucaristía íntima y participativa, y posteriormente degustan un desayuno antes de realizar la despedida a la Virgen.

El regreso a Tafalla lo llevan a cabo de un modo más distendido. Al llegar a la Cruz del Saludo se arrodillan junto a ella mirando hacia Uxue para rezar una Salve de despedida mirando hacia el Santuario, momento que recoge la fotografía.
Siguen caminando el camino de regreso en pequeños grupos, dialogando y también compartiendo algunos rezos. Suelen parar a almorzar en el albergue que la Hermandad tiene en el término municipal de la Carravieja.

Entran en Tafalla en procesión a las doce en punto del mediodía.
Al llegar a la iglesia de Santa María, todos los miembros de la Hermandad se colocan alrededor del altar para cantar un responso dedicado a los hermanos fallecidos. Posteriormente, toma la palabra el capellán para expresar la satisfacción de haber renovado un año más esta centenaria costumbre.
Tras gritar con fuerza tres veces ¡Viva la Virgen de Ujué! se canta por última vez el Regina Coeli y el canto de despedida Adiós Reina del Cielo.
Para terminar, se procede al reparto de panes entre los miembros de la Hermandad como símbolo de compartir y de compromiso en la vida diaria.

Además de participar activamente en esta peculiar romería suya a Ujué, los miembros de esta la Hermandad  colaboran y están presentes a lo largo del año en otras celebraciones religiosas.
Desde el año 1941 participan en el lavatorio de los pies durante la celebración litúrgica del día de Jueves Santo y más tarde acuden a visitar al Santísimo en los monumentos que se instalan en las diferentes iglesias de la ciudad. Al día siguiente participan en la procesión del Santo Entierro, portando a hombros el paso de la Cruz Lanzada.

En el mes de octubre también sacan a hombros el rollo con la bobina de cera que se pasea en la llamada procesión de los Muros.
El domingo siguiente a la festividad de San Marcos son los encargados de portar la réplica de la Virgen de Ujué que está en la iglesia de Santa María y bajarla hasta la Avenida Sangüesa para dar la bienvenida a los innumerables entunicados de Tafalla que regresan de Uxue.
De igual modo participan en la procesión del Corpus Christi y celebran de un modo especial las Pascuas de Pentecostés, asistiendo a una misa, comulgando y celebrando posteriormente una comida con todos los miembros de la Hermandad y sus familiares.

La Hermandad de los Doce de Tafalla la integran actualmente más de 80 miembros, 16 de ellos son los que están en activo y mantienen la promesa de acudir en romería a Ujué durante diez años consecutivos, y el resto son los hermanos que ya cumplieron con ese precepto.

Otras hermandades o apostolados dedicados a la Virgen de Uxúe que han existido en la comarca hasta los años setenta (1970-80) son los de Lerga, Aibar, Eslava, Ayesa, San Martín de Unx, Barásoain y Olleta. En la actualidad esta tradición únicamente se mantiene en Olite y Tafalla.

En esta dirección del amigo Javier Torralba tenéis el relato que un cofrade hace desde dentro de la comitiva de la Hermandad de los Doce de Tafalla en la subida hacia Uxue. El relato es del año 2009.

Para acabar recordar que otras hermandades o apostolados dedicados a la Virgen de Ujué han existido en la comarca hasta los años setenta (1970-80). Son las de Lerga, Aibar, Eslava, Ayesa, Barásoain y Olleta. En la actualidad esta tradición únicamente se mantiene en Olite y Tafalla.
                                    -----------------------------
Pinchando en los siguientes enlaces, miembros de esas cofradías de "Los Doce" de cada lugar explican como se desarrolla, o desarrollaba, su caminata nocturna a Uxue, el regreso a sus respectivos pueblos y las actividades que desarrollan, o desarrollaban, durante el año:

El Apostolado de Olite.

El Apostolado de Aibar.

-El Apostolado de Ayesa.

El Apostolado de Eslava.

- El Apostolado de Lerga.

El Apostolado de Olleta.

El Apostolado de Barasoain.

- El Apostolado de Tafalla.

La subida a Ujué del 2009 contada por uno de los Doce de Tafalla

La romería nocturna de San Martín de Unx


-------------------------