martes, 2 de septiembre de 2008

Dos peticiones de seguridad para la carretera de Ujue


Con tan solo veinte horas de antelación hemos sabido en Ujué que el día 3 de septiembre se va a inaugurar la nueva carretera.
A diferencia de cuando se presentó el inicio de las obras, parece que no va a haber un acto en que el pueblo pueda hablar y opinar delante de los responsables políticos quienes legítimamente procederán a la inauguración.
El motivo de esta carta es expresar a las autoridades que vayan a venir y en breves palabras, lo que en Ujué se comenta.
La víspera de la inauguración se procedió a poner dos hileras de lo que popularmente se llama guardias dormidos en las cercanías de la Cruz y para quien venga hacia el pueblo dirección de San Martín de Unx
Eso va a obligar a los conductores a reducir la velocidad y a que el cruce dirección Ujué- Murillo sea menos peligroso. Algo es algo.
Seguimos opinando que la mejor solución para ese cruce de carreteras es una rotonda en la que como es de ley, todos circulen teniéndola a la izquierda del conductor.
El otro tema también atañe a la seguridad de las personas.
Se ha instalado una barrera metálica antimiedo de un kilómetro de largo que jalona la carretera y que no sabemos si cumple las normas que los motoristas reclaman.
Pues bien, en el caso de los peatones el agobio y sensación de inseguridad ante cualquier coche que pase cerca es grande, pues se camina rozando esa barrera tan larga.
La petición vecinal en este caso es que se haga al menos una acera para uso exclusivo del peatón ya que ese trayecto es muy utilizado por paseantes del pueblo y por peregrinos que todo el año vienen a pie a Santa María de Ujué.
Esas son las reivindicaciones primordiales que se piden resolver ya que son de seguridad publica. Otras cosas como parques o aparcamientos tampoco lo olvidamos, pero por favor lo que atañe a la seguridad arréglenlo pronto.
Mikel Burgui
Nota mandada ala prensa el día dos de septiembre del 2008